La Mochila 4 - 20 noviembre 2013
Pin It

foto4Las autoridades universitarias tanto de la UNAH como de la UPNFM, coinciden en negar la participación de los estudiantes universitarios en la conducción de ambas universidades, como parte del nuevo modelo universitario dictado por el neoliberalismo a nivel mundial.

En ambos casos, la justificación para destruir la organización estudiantil fueron los FRENTES, sus políticas y prácticas. Estamos claros que los RESPONSABLES DEL IRRESPETO a los estudiantes son las AUTORIDADES que representan los intereses de la empresa privada y su modelo de acumulación capitalista. Sin embargo, no se puede dejar de reconocer que las organizaciones estudiantiles, por ignorancia, por sectarismo o simplemente por compartir las políticas de los gobiernos de turno le hicieron y le hacen un gran favor al AUTORITARISMO UNIVERSITARIO.

En primer lugar fueron los frentes históricos de ambas universidades los que fueron incapaces de ver los objetivos estratégicos del gran capital y con sus conductas SECTARIAS y ANTIDEMOCRATICAS fueron perdiendo el apoyo estudiantil. Recordemos rápidamente los violentos enfrentamientos entre el FUUD y el FRU y la FUR en la Autónoma y entre el FER y el FEP 30 en la Pedagógica. En todos los casos los frentes actuaban por sí y para sí, es decir sin ninguna consulta ni subordinación a las organizaciones representativas de los estudiantes: asambleas, asociaciones.

De los viejos frentes a las nuevas organizaciones

En la actualidad y ante la necesidad de tener voz y voto en las universidades han surgido nuevas organizaciones político estudiantiles que repudiando a los antiguos frentes tratan de diferenciarse de ellos pero caen en los mismos vicios: la negación de la asamblea estudiantil y de la organización democrática de los estudiantes, autoproclamándose sus representantes. Muchas veces hemos escuchado que en las luchas se encuentran presentes los estudiantes de tal o cual universidad, pero en realidad sólo están los estudiantes organizados en las organizaciones político estudiantiles y no las asociaciones (salvo alguna rara excepción).

Por organizaciones de base representativas y para la lucha

De lo anterior resulta que una de las tareas fundamentales de los estudiantes para hacerle frente a la actual crisis universitaria y del país es recuperar las organizaciones democráticas de los estudiantes: las asociaciones basadas en asambleas periódicos y resolutivas; y a nivel más general avanzar en la construcción de verdaderas coordinaciones o federaciones universitarias que sean la expresión de esa organización estudiantil de base y no un simple nombre que encubre a una organización político estudiantil.

Estas últimas tienen todo el derecho de existir y deben existir en las universidades pero no para suplantar a los estudiantes sino para luchar por su efectiva organización democrática y para la lucha por sus derechos y por la transformación de Honduras. El otro camino: la autoproclamación y el sectarismo sólo le harán el camino más fácil a la burguesía de nuestro país y a sus administradores.

Tanto en la UNAH como en la UPNFM, es necesario permitir que todos los estudiantes se involucren mediante las asambleas democráticas en la problemática que les afecta, sólo así esfuerzos como el Encuentro Nacional de Estudiantes Universitarios podrán convertirse en referencia estudiantil, de lo contrario sólo serán eventos para la autoproclamación sectaria de grupos políticos y nada más.

Facebook